Alojamiento en Huesca

Apartamentos turísticos en Huesca capital

Todo el alquiler vacacional de Huesca en un mismo sitio

Reserva los apartamentos en Huesca de más de cien webs con sólo un clic. Sólo aquí podrás comparar todo el alquiler vacacional en Huesca con el que conocer La Catedral de Huesca o el Claustro de San Pedro el Viejo ahorrando hasta un 20%. Descubre la capital de provincia homónima con uno de nuestros alojamientos en Huesca desde 32€ por noche. El antiguo Palacio de los Reyes de Aragón o las Iglesias de San Lorenzo y San Vicente son algunas de las muestras del patrimonio histórico de la ciudad oscense que podrás conocer durante tu estancia. Y es que los apartamento de vacaciones en Huesca te permitirán eso y más, si bien la sede de la diócesis de Huesca y la capital de la comarca de la Hoya de Huesca, es una localidad de leyendas e historia en la que disfrutar de unas inolvidables vacaciones en pareja, familia o con amigos. Ubicada a pies de los Pirineos, y lugar de paso del río Isuela y el Flumen, Huesca tiene alternativas para los más senderistas, pudiendo realizar rutas al Castillo de Loarre o los Mallos de Riglos. Sólo con nosotros conseguirás el alquiler de apartamentos en Huesca particulares con los que conocer la famosa gastronomía oscense en la que platos como las migas a la pastora, la sopa oscense de ajo, el pollo al chilindrón, el cordero a la pastora o la joya de la corona, el ternasco asado, son habituales en las mesas de los locales. Ah, y sin olvidarnos del arte de la repostería de la ciudad que alcanza tal punto que incluso existe la “Ruta Dulce”, un recorrido por las pastelerías de Huesca para degustar sus dulces más conocidos como la Trenza de Almudévar, las Glorias de Huesca o las Castañas de mazapán. Adéntrate en el casco antiguo de la ciudad y descubre las calles de Callejón del Saco y Cleriguech o el Parque Miguel Servet, hogar de los principales locales de música y oferta de bares. Consigue ya tu piso vacacional en Huesca y disfruta de las Fiestas de San Lorenzo, patrón de la ciudad. ¿A qué esperas? ¡La decisión es tuya!

Descubre la puerta de los Pirineos

Huesca, la capital de provincia homónima y la segunda ciudad más importante de la comunidad de Aragón, cuenta con una población de algo más de unos 50.000 habitantes y atesora un rico patrimonio histórico-artístico y un contraste de paisajes naturales, al encontrarse en el límite con las sierras exteriores del Pirineo aragonés, que la han convertido en uno de los destinos de interior más destacados. Por ello, la ubicación de tu alojamiento en Huesca capital con el que conocer la tienda de Ultramarinos La Confianza, que es la más antigua de España que se encuentra en activo desde 1871 o en pleno Casco Antiguo, donde se encuentra la principal oferta de bares, y también en el Tubo, una zona que incluye las calles de San Lorenzo, Callejón del Saco y Clerigech, área en la que conocer un poco más la noche y donde destacan bares como La Habana y La Estrella. Tanto puedes optar por una vivienda vacacional cercana o en el centro de la ciudad, como optar por salir a las afueras y encontrar un entorno más especial y formal, en especial si para familias y parejas. La Catedral, el Ayuntamiento de Huesca, considerado uno de los mejores ejemplos del Renacimiento Aragonés o el Círculo Oscense o Casino, joya del modernismo, serás algunos de los puntos de interés a tan sólo unos pasos de tu apartamento vacacional en Huesca. Busques un alquiler vacacional con encanto, con piscina, con jacuzzi… con nosotros lo tendrás todo. Además podrás aprovechar para visitar durante tu estancia localidades vecinas como Aínsa, Jaca o Zaragoza.

Apartamentos que aceptan perros

Apartamentos para dos personas

Cuándo visitarlo y cómo llegar

A la hora de conseguir apartamentos en Huesca para fin de semana la época a escoger es de alta importancia. Si bien las temperaturas en Huesca la mayor parte del año son moderadas, pero con precipitaciones abundantes desde octubre a mayo y una temperatura media anual de 13ºC. Sin embargo, en verano las temperaturas pueden alcanzar los 35ºC siendo al final, la mejor época para visitarlo. Buenas fechas para ello se dan durante el mes de agosto cuando se celebran las Fiestas mayores en honor a San Lorenzo del 9 al 15. Finalmente, si buscas apartamentos baratos en Huesca, nuestra recomendación es que te decantes por los meses de abril y mayo cuando la demanda es más baja y podrás ahorrarte hasta un 20% en tu alojamiento. En abril además, podrás disfrutar de la Semana Santa oscense, declarada de Interés Turístico Nacional. En cuanto a cómo llegar, Huesca está conectada con las otras capitales de la provincia de Aragón, Zaragoza y Teruel, a 74 y 248.6 km respectivamente, a través de la autovía mudéjar, E-07 y A-23, además de los servicios ferroviarios ofrecidos por el AVE y el tren de media distancia de Renfe.

La Catedral de Huesca y otros puntos de interés

  • Catedral de Santa María de Huesca: Se trata del monumento histórico más importante de Huesca. Una catedral de estilo gótico situada en lo más alto del cerro que conformaba la Huesca de antaño, además de ser edificada sobre la Mezquita Mayor de la ciudad, cuya construcción no terminó hasta principios del siglo XVI. Es una visita encantadora que realizar durante tu estancia.
  • Ayuntamiento de Huesca: Se trata de un ejemplo claro del renacimiento aragonés. Construido en el siglo XVI sobre el solar que daba cobijo a la sede del concejo. Dentro de él se encuentra el cuadro conocido como La campana de Huesca, pero el edificio es visitable en su conjunto debido a su belleza arquitectónica.
  • Ultramarinos La Confianza: Esta es la tienda de ultramarinos más antigua de Aragón y toda España. Fundada en 1871 por una familia francesa, se destinó a una mercería y sedería y posteriormente, a la venta de productos e importación, cafés aromáticos, chocolates, licores o alimentos ahumados. Mantiene la atmósfera de sus inicios, algo que lo hace un sitio especial.
  • Parque Miguel Servet: Se trata de un amplio espacio natural ubicado muy próximo al centro urbano y en que podrás distinguir dos zonas, una primera creada durante los años 20 y una segunda de los años 60 y 70. Está dedicado al médico Miguel Servet y es el espacio verde más querido entre los oscenses. Un lugar encantador que visitar, especialmente si viajas con niños. Parque de las Olas.
  • Iglesia de San Pedro el Viejo: Se trata de un Monasterio románico que data del siglo XII, incluyendo claustro y panteón de los reyes de Aragón. En el podrás apreciar además la torre de planta hexagonal que data del siglo XIII y pinturas murales. Fue declarada Monumentos Nacional en 1885. Uno de los emblemas de la ciudad que no deberá faltar en tu itinerario.
  • Museo Arqueológico de Huesca: Este edificio es de gran interés porque ocupa parte del Palacio de los Reyes de Aragón, además de una capilla y la habitación donde se dio sucedió la leyenda de la campana de Huesca. Además de eso, en el podrás apreciar importantes exposiciones arqueológicas, pinturas medievales y una sección de bellas artes con grabados de Goya, el legado de Carderera y otros.
  • Basílica de San Lorenzo: Edificada sobre un antiguo templo románico, ampliado a posteriori en el siglo XIV en un estilo gótico, se caracteriza por desarrollarse en planta salón y estar formada por tres naves de la misma altura divididas en cuatro tramos. Cada 10 de agosto es el lugar donde los danzantes interpretan los dances de espadas, cintas y palos.
  • Iglesia de Santo Domingo y San Martín: Fundada en 1254 para después ser destruida 1362 y reconstruida a finales del siglo XIV, en uno de los elementos de patrimonio histórico más encantadores a descubrir durante tu estancia en la ciudad de Huesca.
  • Parque Natural de la Sierra y los Cañones de Guara: Parque natural de unas 47453 hectáreas en el que disfrutar de una naturaleza de carácter cárstico, una gran diversidad de recursos ecológicos y biológicos y para los más aventureros, un lugar propicio en el que practicar el barranquismo y la escalada.
  • Casino (Círculo Oscense): Se trata de una de las muestras de modernismo más importantes de Huesca, si no la que más. Ubicado en Plaza de Navarra, el centro neurálgico de la ciudad, fue construido a principios del siglo XX y presenta un estilo castillo-fortaleza convirtiéndolo en una de las visitas más espectaculares durante tu estancia.